La Davis Cup cerró un año más la temporada tenística y lo hizo en esta ocasión con una edición histórica que marcó el arranque de un nuevo formato. Desde los Qualifiers de febrero hasta las Davis Cup by Rakuten Madrid Finals de noviembre, la Davis Cup 2019 estuvo repleta de grandes momentos. Recuperamos una selección con 10 de ellos.

Un sexto título lleno de emociones 

España logró su sexto título de Davis Cup y se alzó además como primer campeón de las Finals. Rafa Nadal, el número uno del equipo, fue la pieza clave del combinado español disputando y ganando cada uno de sus puntos de individual además de los tres encuentros de dobles que jugó, marchándose invicto de la Caja Mágica. Roberto Bautista, que sufrió el fallecimiento de su padre en plena semana de competición, fue el otro pilar del equipo al tiempo que se ganaba el reconocimiento y afecto de compañeros, rivales y aficionados por su compromiso.

Una nueva generación que ya ha hecho historia 

Canadá, que ya en los Qualifiers confió en sus tenistas más jóvenes para clasificarse ante Eslovaquia, demostró en Madrid que es uno de los serios aspirantes al título en los próximos años. Por primera vez en la historia el equipo se coló en la final de la competición y lo hizo gracias a las aportaciones a lo largo de todo 2019 de Denis Shapovalov (20), Felix Auger-Aliassime (19), y  Vasek Pospisil (29) -como tenista más veterano- bajo las órdenes del más joven de todos los capitanes de las Finals, Frank Dancevic (35). 

Un tie break de infarto

Sucedió en la Central de Caja Mágica, y tuvo a Rusia y Serbia como protagonistas. Ambos países, dos de los grandes favoritos de esta edición, se jugaban el pase a las semifinales y llevaron su lucha hasta el abismo del tie break del decisivo tercer set del último de sus partidos que les enfrentaba: el del dobles. A un lado de la pista el imponente tándem ruso formado por Karen Khachanov y Andrey Rublev. Al otro, Novak Djokovic junto a Viktor Troicki. En los banquillos, la veteranía de Tamil Tarpischev frente a la sabiduría de todo un especialista en dobles como Nenad Zimonjic. El duelo estaba servido y la emoción y tensión no podía ser mayor. Serbia tomó ventaja pero dejó escapar dos bolas de partido. Y finalmente Rusia, en su primer ‘match ball’, supo aprovechar la ocasión. 

La importancia de los doblistas 

Que los dobles iban a ser una pieza clave en este formato era algo con lo que todo el mundo contaba, pero así quedó demostrado en las Finals, en las que, además, los números uno de los equipos tomaron parte en ellos en no pocas ocasiones. Gran Bretaña, con dos grandes especialistas en la disciplina como Jamie Murray y Neal Skupski, dió toda una lección de estrategia y a punto estuvo de alcanzar la final de la competición nada menos que frente a España, perdiendo finalmente en semifinales ante la pareja formada por Rafael Nadal y Feliciano López por 76 76.

La épica y las matemáticas

Argentina volvió a unir su destino en Davis Cup a la épica y el drama. Máximo González y Leonardo Mayer protagonizaron ante la pareja alemana compuesta por Kevin Krawietz y Andreas Mier uno de los partidos más largos de las Finals (3 horas y 18 minutos) tras haber perdido los dos individuales ante los germanos pero tratando de maximizar sus opciones para entrar en cuartos. Los de Michael Kohlmann ganaron finalmente el doble por 67(4) 76(2) 76(18) pero Argentina, con Gastón Gaudio en el banquillo, obtuvo su recompensa un día después logrando junto a Rusia las dos plazas de cuartos como los dos mejores segundos de la fase de grupos.

Dos históricos con pleno compromiso 

Los dos equipos con más títulos de Davis Cup - Estados Unidos (32) y Australia (28) - pasaron por las Davis Cup by Rakuten Madrid Finals dando muestras de la seriedad y profesionalidad con la que siempre afrontan sus compromisos en la competición. Estados Unidos, con Mardy Fish como capitán, quedó apeado en la fase de grupos al llevarse Canadá el liderato del Grupo F; mientras que Australia, con Lleyton Hewitt en el banquillo, acabó primera del Grupo D pero cedió en cuartos ante Canadá.

Un entrenamiento para la historia 

El nuevo formato permitió que 18 países se encontrasen en una misma ciudad y sede, lo que facilitó algo inédito en la competición: que dos equipos decidiran entrenar juntos la semana previa con el fin de preparar aún mejor su fase de grupos. Los protagonistas fueron los doblistas de los equipos de Argentina (Grupo C) y los de Gran Bretaña (Grupo E).

El adiós de dos ilustres

Entre partido y partido de las Davis Cup Finals, dos tenistas con enorme trayectoria en el tenis profesional y campeones de Davis Cup fueron homenajeados y despedidos por la afición una vez anunciaron su retirada este año. El español David Ferrer y el serbio Janko Tipsarevic fueron aplaudidos por todos y se llevaron el cariño de aficionados y rivales.

La emoción de los Qualifiers y el sorteo del cuadro

Doce equipos lograron sus billetes a Madrid en los Qualifiers que en 2019 se celebraron los días 1 y 2 de febrero. Para todos ellos su pase a las Finals tuvo un significado especial y fue celebrado con enorme emoción. Chile - tras imponerse en su complicada visita a Austria - y Colombia - que por primera vez en su historia se colaba en el cuadro final que desembocaba en la lucha por el título - lo celebraron con especial pasión. 

Con emoción también (aunque distinta) se vivió el sorteo que determinó la distribución de los equipos en los seis grupos de competición en Madrid. 

Dieciocho aficiones unidas por primera vez

Las Finals ofrecieron la ocasión de que por primera vez 18 aficiones nacionales se encontrasen en un mismo recinto de tenis. Desde los australianos hasta los canadienses, pasando por los kazajos, los británicos, franceses, italianos, argentinos, chilenos o la sonoridad de la afición local, la española, todos fueron parte importante de las Davis y un elemento clave que continúa manteniendo, sin duda, el mismo espíritu de la competición. 

#DavisCupMadridFinals