El capitán de Alemania, Michael Kohlmann, declaró que su equipo está listo para Málaga después de que Kevin Krawietz y Tim Puetz unieran sus fuerzas para impulsar a su nación a la Final 8 de las Davis Cup by Rakuten Finals como ganadores del Grupo C.

Krawietz y Puetz se impusieron por 6-4 y 6-4 a los australianos Max Purcell y Matthew Ebden en el último duelo de la fase de grupos de Hamburgo, que se decidió en el dobles tras las victorias en individuales de Jan-Lennard Struff y Thanasi Kokkinakis.

La semana ha sido muy productiva para Alemania, que ha ganado las tres eliminatorias que ha disputado en su país, después de tener que hacer frente a la retirada forzosa del número 5 del mundo, Alexander Zverev, un día antes de que comenzara la competición.

Alemania se recuperó de ese contratiempo y pasó a la Final 8 del tenis mundial, donde su búsqueda de un cuarto título de la Davis Cup -y el primero desde 1993- continuará con una intensidad cada vez mayor.

Será la cuarta aparición de Alemania en cuartos de final en otras tantas temporadas, y los hombres de Kohlmann se enfrentarán a Canadá por un puesto en las semifinales el próximo 24 de noviembre. Aunque reconoce que Canadá tiene importantes puntos fuertes, el capitán alemán confía plenamente en la capacidad de sus pupilos.

Alemania

Ya estoy deseando que llegue la eliminatoria de cuartos de final contra Canadá. Canadá es un equipo fuerte, pero creo que quien esté en el equipo alemán tiene muchas oportunidades

"Estamos preparados", dijo Kohlmann. "Esta semana se ha demostrado que no importa quién esté en el equipo, cualquiera puede estar a la altura, formar parte del equipo y conseguir los puntos que necesitamos".

"Ya no estoy contando, pero creo que es la séptima vez que Kevin y Tim consiguen el trabajo con el empate a uno, lo cual es bastante sorprendente. Se merecen mucho crédito", aseguró el capitán.

"Ya estoy deseando que llegue la eliminatoria contra Canadá en cuartos de final. Canadá es un equipo fuerte, pero creo que quien esté en el equipo alemán tiene una buena oportunidad".

Kohlmann está en lo cierto. Krawietz y Puetz han unido sus fuerzas en siete ocasiones en las que la eliminatoria ha estado muy equilibrada (1-1), y en todas ellas han estado a la altura del desafío y han guiado a su nación hacia la victoria.

Ya no estoy contando, pero creo que es la séptima vez que Kevin y Tim consiguen el trabajo con el empate a uno, lo cual es bastante sorprendente. Se merecen mucho crédito

"Era mucho más importante conseguir la victoria contra Bélgica el viernes que hoy, sinceramente, pero ganar tres de tres eliminatorias esta semana y acabar como primeros de grupo es la guinda del pastel", dijo Puetz.

Australia, por su parte, que terminó como subcampeona del Grupo C, se enfrentará a Países Bajos en los cuartos de final, y el capitán Lleyton Hewitt cree que lo sucedido en Hamburgo le ha reforzado de cara a la Final 8.

Purcell y Jason Kubler impresionaron esta semana en sus primeras apariciones en la Davis Cup, mientras Kokkinakis también se mantuvo firme en su segunda eliminatoria de Davis Cup desde 2015.

Thanasi Kokkinakis (AUS)

Thanasi Kokkinakis

"Vinimos aquí para clasificarnos y es bonito estar en los cuartos de final", dijo Hewitt, que insistió tras la eliminatoria en que no le preocupaba si Australia terminaba como primera del Grupo C o avanzaba a Málaga como subcampeona.

"Sabemos lo difícil que va a ser en España y pondremos nuestras mejores opciones para sacar adelante a este equipo y darnos la mejor oportunidad", dijo Hewitt.

"No podría estar más orgulloso de los cinco chicos que he tenido aquí esta semana. Dije al principio que iba a ser un gran esfuerzo de equipo para que estos chicos se unieran y se clasificaran y estoy encantado", prosiguió el capitán aussie.

"Estoy especialmente emocionado por un par de debutantes, Max y Jason. Para ellos, vivir la experiencia de jugar con Australia y vestir la camiseta verde y dorada por primera vez, no es algo que se pueda evitar. Es un gran hito personal en sus carreras, y ambos manejaron bien la situación", destacó Hewitt.

No podría estar más orgulloso de los cinco chicos que he tenido aquí esta semana

Ambas naciones ya se habían asegurado un puesto entre los dos primeros del Grupo C, después de haber conseguido un récord del 100% en sus anteriores victorias de la fase de grupos contra Francia y Bélgica. En esta eliminatoria se trataba de conseguir el primer puesto y de avanzar a Málaga con el mayor impulso posible.

Australia seguía con opciones de pasar a la Final 8 como primera de grupo después de que un acertado Kokkinakis despachara a Oscar Otte, que espera su primera victoria en la Davis Cup, para llevar a Australia al empate.

Kokkinakis disputaba su primer partido de la fase de grupos después de sentirse mal durante la mayor parte de la semana, pero su paciencia se vio recompensada al superar a Otte por 7-6(6) y 6-1.

Australia iba perdiendo la eliminatoria después de que Jan-Lennard Struff continuara con su impresionante estado de forma al superar a Purcell, lo que en ese momento puso a Alemania a un paso de ganar el partido.

Jan-Lennard Struff (GER)

Jan-Lennard Struff

Struff no tuvo problemas con Purcell, que ocupa el puesto 226 en la clasificación de individuales y que jugaba su primer partido individual en la Davis Cup, después de haber participado exclusivamente en los dobles durante esta semana. Sin embargo, Purcell confirmó después de su partido que en adelante pretende centrarse más en los individuales.

En esta ocasión, Struff se impuso por 6-1 y 7-5 y consiguió su tercer triunfo en la fase de grupos, tras los conseguidos ante el francés Benjamin Bonzi y el belga Zizou Bergs, mientras sigue encontrando su ritmo tras una campaña frustrante.

Una lesión en el pie y un bajo estado de forma han hecho que el jugador de 32 años caiga hasta el número 132 de la clasificación mundial, después de haber sido uno de los 30 mejores jugadores en 2020, aunque parece que la situación está cambiando.