Podrá verse un mar de color naranja en las gradas cada vez que Holanda esté en acción en Madrid. Sus ruidosos y vibrantes seguidores animarán incondicionalmente a su joven equipo mientras éste intenta ganar por primera vez la Davis Cup.

 

Son conscientes de que se enfrentarán a una tarea difícil en la fase de grupos: quedaron situados en el Grupo E, junto con los campeones de 2015, Gran Bretaña, y Kazajistán. Pero, al mismo tiempo, están convencidos de que su combinación de juventud y experiencia va a funcionarles bien.

 

Los holandeses aseguraron su lugar en las Davis Cup by Rakuten Madrid Finals al vencer a  República Checa en las Qualifiers, con un Robin Haase en plan estelar, ganando tres partidos (dos individuales y el dobles junto a Jean-Julien Rojer). También cuentan con un par de hermanos en sus filas, Tallon y Scott Griekspoor, quienes, junto con Thiemo de Bakker, disfrutaron de un tremendo 2018, ganando títulos individuales en el circuito Challenger de la ATP.

 

Los holandeses nunca han llegado a una final de la Davis Cup aunque fueron semifinalistas en 2001, perdiendo ante Francia por 3-2 en Rotterdam. El actual capitán y ex campeón de dobles de Grand Slam, Paul Haarhuis, formó parte de ese equipo y atesora un récord fantástico en la competición, donde hizo su debut en 1990 y jugó al menos una eliminatoria cada año (hasta un total de 27) además de ser el tenista holandés con un mayor número de triunfos en dobles en Davis Cup, antes de retirarse en 2005.

#DavisCupMadridFinals

¿Quieres ayudar a tu equipo a ganar la Davis Cup? Muéstrales tu apoyo en noviembre. ¡Entradas a la venta aquí!